fbpx

La giardiniera: Verduras del jardín en escabeche

La forma de mantener los productos del jardín o de la huerta frescos ha sido un problema desde la antigüedad, cuando no había redes modernas de distribución de productos o electrodomésticos.

Nuestros antepasados ​​trabajaron duro para encontrar métodos de conservación adecuados y el escabeche es uno de ellos. Así también en los tiempos antiguos, se recogían las verduras más maduras y sabrosas para conservarlas en vinagre o en aceite.

El escabeche es una práctica antigua que se desarrolló paralelamente al nacimiento del vinagre (¡piensa, ya en el año 4000 a. C., fue preparado por los babilonios!), que en ese tiempo se usaba como conservante, condimento o desinfectante. El vinagre también jugaba un papel fundamental en la antigua Roma, donde era costumbre dejar en la mesa un cuenco de vinagre para que cada comensal remojara el pan o se enjuagara las manos.

Esta receta nació como un plato pobre, preparado en épocas del año cuando había muchas verduras, como a finales del verano.

Hoy, la “Giardiniera” es un aperitivo típico piamontés, una receta campesina con un sabor fuerte y, como todas las recetas transmitidas de generación en generación, cada familia tiene su propia versión.

Nosotros te proponemos la receta de brianorenata a base de floretes de coliflor, zanahorias, cebolletas y calabacines. Si lo deseas, puede agregar apio, pimientos y alcachofas, también según el período del año.

Para mantener intactos los sabores, los aromas y la frescura de las verduras, siempre es mejor utilizar productos de temporada, ricos en propiedades y nutrientes.

giardiniera vinagre

 

La Gardiniera receta

Ingredientes

  • 1500 ml de agua
  • 1 cucharada de sal gruesa
  • 100 g de cebolletas picadas
  • 150 g de zanahorias peladas y cortadas en rodajas
  • 150 g de trozos de calabacín
  • 200 g de coliflor
  • 750 ml de vinagre de vino blanco (acidez mínima 6%)
  • 10 granos de pimienta negra

 

Preparación

En una cacerola grande o en el horno de vapor ponga 2 frascos de cristal de 500 ml en esterilización (ve las notas sobre la esterilización).

Mientras tanto, hierve 2 litros de agua.

Cuando hierva agrega la sal y las verduras lavadas y cortadas. Cocínalas durante 6 minutos, luego escúrreloa, pásalas bajo agua fría y sécalas con un paño de algodón.

Pon el vinagre y la pimienta en la olla y hiervelos.

Advertencia: el nivel de acidez del vinagre se indica en la etiqueta. Para una buena conservación no debe ser inferior al 6%.

Coloca las verduras en los frascos sin triturarlas y luego echa el vinagre hirviendolo todo hasta que las verduras estén bien cubiertas. Divide los granos de pimienta en los dos frascos.

Coloca los discos de plástico sobre las verduras y cierra los frascos. Esteriliza 35 minutos como se indica en las notas.

Para que las verduras adquieran un sabor más decisivo, es mejor dejar reposar los frascos durante treinta días.

Servirlos como aperitivo o como guarnición, por ejemplo con una buena carne cocida, con una llovizna de aceite.

 

Esterilización y conservación

Durante la preparación

Coloca los frascos y las tapas en una cacerola grande, cubriéndolos con agua. Llevar a ebullición a fuego medio y dejar hervir durante 30 minutos. Retire los frascos con cuidado (use un alicate) y sécalos completamente con un paño de cocina limpio.

Algunos hornos de vapor tienen la función de esterilización. Sigue las instrucciones.

 

Después de la preparación

Envuelve los frascos en los paños de cocina limpios y colócalos en la primera olla, llenos de agua hasta que los frascos estén cubiertos. Llevar a ebullición a fuego medio durante 35 minutos. Dejar enfriar en la olla. Luego secar los frascos. Si has utilizado tapones de rosca, se debería haber creado el vacío (se puede ver desde la curvatura de la tapa). De lo contrario, es mejor consumirlo dentro de los 7 días.

 

Conservación

Etiqueta los frascos con fecha y contenido antes de colocarlos en la despensa. Las verduras deben estar completamente cubiertas de vinagre porque este actúa como conservante. Es mejor usar los discos de plástico especiales que se colocarán sobre el contenido antes de cerrar el frasco.

Almacena por un máximo de un año sin luz, en un lugar fresco y seco. Antes de consumirlo, verifica que se haya mantenido el vacío. Una vez que se ha abierto el frasco, consuma el contenido dentro de 15 días colocando el jardinero en el refrigerador.

 

¿Quieres saber más sobre las recetas regionales típicas? ¡Visita nuestro blog!

SHARE
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
GIORGIA

GIORGIA

Giorgia nació y se crió en Génova, le apasiona todo lo relacionado con su hermosa ciudad y su cocina tradicional. Tiene una licenciatura en lenguas extranjeras para la cooperación internacional y le encanta viajar, aprender sobre nuevas culturas y experimentar diferentes platos!

SHARE
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin

SOBRE NOSOTROS

Hemos creado increíbles rutas gastronómicas y experiencias culinarias que le mostrarán cómo y qué es lo que la gente local disfruta comiendo. Platos típicos, servidos en diferentes restaurantes, le presentarán la cultura gastronómica local!

SÍGUENOS

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *