fbpx

Cosas que hacer en Bergamo: aquí están las 5 cosas que no hay que perderse

Aunque su belleza a menudo se ve ensombrecida por la fama de otras ciudades más famosas, como la cercana Milán, Bérgamo es sin duda uno de los centros más fascinantes de Lombardía. Su patrimonio artístico, su entorno verde y su excelente cocina tradicional lo convierten en un destino perfecto para un fin de semana. La ciudad está dividida en dos partes, Berghem de hota y Berghem de hura (la Ciudad Baja y la Ciudad Alta) y la zona más interesante es la Ciudad Alta. En este artículo te sugerimos cosas que hacer en Bergamo moviéndote entre las dos zonas de la ciudad lombarda.

 

 

1. Subir a la Ciudad Alta con el funicular

¿Buscas información sobre qué hacer en Bérgamo? Sin embargo lo primero que no hay que perderse es subir al Upper Town… ¡y hacerlo con el funicular!

La conexión entre las dos zonas de la ciudad tiene prácticamente 200 años de historia. El primer viaje del funicular se hizo el 20 de septiembre de 1887 y desde ese momento el ascensor diseñado por Alessandro Ferretti se convirtió en el medio preferido para llegar a la parte alta de la ciudad.

El funicular parte del Viale Vittorio Emanuele II, atraviesa las murallas venecianas y llega al corazón de la Ciudad Alta en la Piazza Mercato delle Scarpe. Las conexiones, hoy en día, son diarias y salen a intervalos regulares hasta la noche. Para subir al funicular de Bérgamo se necesita el billete ATB válido también en los autobuses regulares.

fi

 

2. Visitando las iglesias y palacios de Bergamo Alta

Una vez que se llega a la Ciudad Alta de Bérgamo sólo hay que dar unos pasos para encontrarse inmerso en una atmósfera intemporal. Los callejones, las calles de piedra y los antiguos muros de las casas te llevan directamente al pasado.

No muy lejos de la Piazza Mercato delle Scarpe hay una de las plazas italianas más hermosas: Piazza Vecchia. Aquí están algunos de los edificios más importantes de toda la ciudad y es aquí donde tu visita a Bérgamo puede realmente comenzar.

No te pierdas el Palazzo della Ragione, el ayuntamiento más antiguo de Italia, con su histórico reloj de sol y que ahora alberga el Museo de los Frescos.

Siempre con vistas a esta famosa plaza se encuentra el Palacio del Podestà, que hoy en día alberga un museo multimedial que cuenta la historia de la ciudad y el Campanone (la Torre Cívica). Este último, con sus 53 metros de altura, es el símbolo indiscutible de Bérgamo. Si eres muy ambicioso puedes decidir subir sus 230 escalones para disfrutar de un magnífico panorama (¡también hay un ascensor!). No te olvides de estar allí a las 10 de la noche para escuchar las 100 campanadas que hace tiempo advertían a los ciudadanos del cierre de las puertas de la ciudad!

Cruzando la arcada del Palazzo della Ragione te encontrarás en la Piazza Duomo: aquí se encuentra la Iglesia de Santa Maria Maggiore, el edificio religioso más importante de Bérgamo. Dentro está el monumento funerario del famoso compositor Gaetano Donizzetti.

A la derecha de la fachada de la Basílica de Santa María la Mayor está la Capilla Colleoni, un bonito ejemplo del Renacimiento italiano. El turista atento no se perderá la imagen de los tres testículos en la pared opuesta al sarcófago y en la puerta de entrada: no es nada tosco en realidad, sino sólo el símbolo de la familia del famoso personaje histórico. Algunos dicen que tocarlos trae buena suerte… ¡es tu elección si hacerlo o no!

be

 

3. Prueba la Stracciatella

La cocina tradicional de Bérgamo es rica y deliciosa: en las trattorias del centro de la ciudad y sus alrededores se pueden degustar embutidos, polenta y casoncelli, una pasta fresca rellena de carne. Sin embargo, entre las muchas delicias que se pueden degustar en Bérgamo, hay una realmente única: ¡la stracciatella!

Sí, este helado de leche, crema y chocolate negro nació en Bérgamo, en 1961, gracias a la idea de Enrico Panattoni del famoso café «La Marianna«.

Si eres un verdadero amante de la comida y quieres probar la verdadera stracciatella y otras delicias típicas de la ciudad, entonces tienes que participar sin embargo en nuestra ruta gastronómica de Bérgamo: ¡juntos descubriremos los mejores platos tradicionales!

 

4. Caminando a lo largo de las murallas venecianas

Después de comer, hay que dar un paseo para quemar las calorías asimiladas y por eso otro de nuestros consejos sobre qué hacer en Bérgamo es organizar un paseo por las murallas venecianas.

La fortificación, que se remonta al siglo XVI cuando la ciudad estaba bajo el control de los venecianos, se conserva perfectamente hoy en día.

El perímetro tiene más de 6 km de largo y la altura de las paredes, en ciertos puntos, es de casi 50 metros.

Durante los fines de semana esta zona se convierte en una gran isla peatonal desde la que se puede disfrutar de una magnífica vista (¡en algunos puntos también se puede ver Milán!). El mejor momento para pasear por las murallas venecianas es sin duda la puesta de sol, cuando todo está teñido de tonos rojos y naranjas.

 

5. Visita la Academia Carrara

Finalmente, el último consejo que te damos para organizar tu visita a la ciudad lombarda es que vayas a la Accademia Carrara, un hermoso museo desgraciadamente desconocido para la mayoría de la gente.

La galería de fotos está situada en la Ciudad Baja, en una zona moderna llena de tiendas. En el interior hay obras de arte de valor inestimable: de Mantegna a Pinturicchio, de Rafael a Tiziano, de Rubens a Canaletto pasando por Botticelli y Hayez. La visita vale por lo menos un par de horas: ¡no tengas prisa y disfruta de un increíble viaje a través de la historia del arte!

 

Estos son nuestros consejos sobre cosas que hacer en Bergamo, ahora sólo tienes que organizar tu estancia en la ciudad y recuerda, ¡te esperamos para probar juntos las delicias de Bérgamo!

SHARE
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
SELENE

SELENE

Graduada en Literatura y Comunicación y Cultura Mediática, le gusta tanto escribir como contar historias. Hizo su primer viaje cuando tenía sólo dos meses y medio y no ha tenido un descanso desde entonces. Cada uno de sus viajes está acompañado, por supuesto, por más degustaciones de la cocina local! Hoy en día escribe sobre esto y más en su blog "Viaggi che Mangi" y mientras tanto también escribe para otros portales.

SHARE
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin

SOBRE NOSOTROS

Hemos creado increíbles rutas gastronómicas y experiencias culinarias que le mostrarán cómo y qué es lo que la gente local disfruta comiendo. Platos típicos, servidos en diferentes restaurantes, le presentarán la cultura gastronómica local!

SÍGUENOS

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Open chat